El Factor Humano es Determinante

arequipa_necesita_arboles
Arequipa necesita siete millones de árboles
Septiembre 12, 2016
reconocimiento_institucional_ucsm_55
Reconocimiento Institucional
Septiembre 12, 2016

El Factor Humano es Determinante

discurso_de_orden_sesion_55_1

 

EL DISCURSO DE ORDEN DEL DR. HUGO RAMOS HURTADO, PRESIDENTE DE LA JUNTA DE FISCALES SUPERIORES DE AREQUIPA.

Inicio mi intervención con palabras que ya han sido pronunciadas reiteradamente en ocasiones como la presente, pero que por su importancia son imprescindibles formular.

En tal sentido, expreso mi más sincero agradecimiento por la designación de la que he sido objeto mi persona para tener a  cargo el discurso de orden por el Quincuagésimo Quinto Aniversario de creación de la Universidad Católica de Santa María, la cual es mi Alma Mater y de la que estoy seguro siempre tendré gratos recuerdos. El honor que se me ha brindado es uno de los mayores y en tal sentido, espero estar a la altura de las circunstancias.

Dicho esto, entremos ahora en materia.

El 28 de julio pasado se dio inicio a un nuevo gobierno constitucional que ha de regir los destinos de nuestro país hasta fines del mismo mes del año 2021 y como corresponde, salvo circunstancias propias del juego político, ha de ceñir su actividad al Plan que con tal fin fue puesto en conocimiento de la ciudadanía en general y por el cual, la mayoría de electores voto en segunda vuelta.

Haciendo un somero análisis del mismo, aparece de su introducción, que son CUATRO los grandes objetivos del nuevo Gobierno, los que a saber son:

  • Seguridad Ciudadana, ya que sin ella no habrá inversión y por ende no ha de prosperar el bienestar y la actividad económica y social.
  • Lucha contra la corrupción, por cuanto nuestro aparato gubernamental es demasiado complicado y poco efectivo, lo que favorece la corrupción creciente en la administración pública y en la de justicia, por lo que es necesario implantar reformas que terminen de raíz con la corrupción e impunidad en todo nivel.
  • Recuperar el dinamismo económico, lo cual es considerado fundamental, ya que si ello no ocurre no se reducirá la pobreza y los jóvenes no podrán encontrar trabajos bien remunerados y con futuro estable, y por último
  • La Inversión Social, que busca reducir la desigualdad de ingresos, ya que sin ella no habrá sociedad que viva en paz.

En lo referido a la Lucha contra la Corrupción, se señala que ella es un obstáculo para el crecimiento económico y social, para la seguridad y justicia y la erradicación de la pobreza, por lo que es fundamental ERRADICAR el soborno en los procedimientos de atención al ciudadano, ELIMINAR el peculado en las adquisiciones y contrataciones del Estado y ACABAR con el control de espacios de poder que obstruyen la selectividad e imponen el favoritismo y nepotismo.

Asimismo consideran que la lucha contra la corrupción debe ser política de Estado, por lo que la Reforma y Modernización del mismo es urgente e inmediata con la implementación de una efectiva simplificación administrativa, ya que se busca una gestión moderna y permanente, al servicio del ciudadano, que exista un efectivo control interno en todas las instituciones del estado, que se organice la carrera pública con la formación de cuadros especializados y que se mejore la escala remunerativa: que todos los hechos denunciados sean investigados y de darse el caso, sancionados administrativa o judicialmente pero por sobre todo se hace hincapié en la necesidad de fortalecer el espíritu fiscalizador del ciudadano Y MEJORAR LA ETICA DEL SERVIDOR PÚBLICO.

Por su parte el referido Plan de Gobierno, en lo que se refiere a la Educación, reconoce que la misma, sea inicial o superior, enfrenta problemas de calidad educativa que se expresan en los Currículos, la insuficiente formación y capacidad de los docentes y las carencias en infraestructura y que si bien es cierto la Ley Universitaria es un avance importante para tener normas uniformes y distinguir la calidad de la oferta educativa, DEBE MEJORARSE Y SIMPLIFICARSE para atender a la acreditación y excelencia como valores sustantivos de la Educación Superior en el país, garantizando con ello el desarrollo profesional de los jóvenes los que actualmente no adquieren los conocimientos necesarios para desempeñarse exitosamente en sociedad.

En tal sentido dentro de los Lineamientos Estratégicos referidos a la Educación Superior Universitaria, se plantea CREAR y DOTAR de los recursos necesarios para el desarrollo del Programa de Voluntariado Profesional (PVP), el cual permitirá a los estudiantes o egresados de las universidades conformar equipos de trabajo multidisciplinarios supervisados por docentes calificados con el propósito de apoyar el desarrollo de proyectos en las diversas instituciones del Estado, sea Central, Regional o Local, siendo que quienes participen en dicho programa tendrán una bonificación especial si es que desean iniciar una carrera en el sector público a través de la Ley SERVIR.

Como puede verse, LA CONFIANZA en lograr la recuperación del dinamismo económico, LA VICTORIA sobre la corrupción, LA ELEVACIÓN de los estándares educativos y la REFORMA Y MEJORA del aparato estatal están cifrados en los dispositivos legales que para cada caso se expidan y que implementados DEBIDAMENTE LOGREN dentro de pocos años que nuestro país cambie para bien.

Considero que todos nosotros tenemos la esperanza de que ello ocurra, pero creo que más allá de las buenas intenciones y de la normatividad que se expida con tal objeto, es el FACTOR HUMANO el determinante para que los deseos de mejora sean realidad. Cuando se menciona que uno de los pilares de la lucha contra la corrupción ha de ser la mejora de la ETICA DEL SERVIDOR PUBLICO, NO se menciona como se ha de lograr ello.

Será con la dación de nuevos o mejorados CÓDIGOS DEONTOLÓGICOS QUE REGULEN LA ACTIVIDAD DE LOS MISMOS? Mejorará la administración pública con tan solo la vigilancia ciudadana? O se implementara un sistema de recompensas que beneficie a aquel que denuncie a un funcionario corrupto?

Considero que en todos estos deseos se han dejado de lado al factor de cambio que no es otro que las personas en sí y especialmente la formación que han de tener los estudiantes y luego futuros integrantes de la sociedad y en grado especial, de aquellos que han de integrar el frondoso aparato estatal, más aún si se busca que sean personas éticamente adecuadas las que desempeñen las labores de servidores públicos.

En tal sentido, hace ya un tiempo atrás, con ocasión de la presentación del número respectivo de la Revista Institucional del Ministerio Publico denominada “ Ratio Legis”, señalé que en la selección por parte del CONSEJO NACIONAL DE LA MAGISTRATURA DE LOS MAGISTRADOS TITULARES DE TODAS LAS INSTANCIAS– los cuales también son servidores públicos-, se daba privilegio desmesurado al Currículo Vitae del concursante, siendo objeto de calificación y puntaje los Grados Académicos, Diplomas de Especialización , asistencia a Congresos, Seminarios y otros, siendo que los mismos NO aseguraban la excelencia o conocimiento del poseedor de los mismos, ya que había casos en que se entregaban incluso a los no asistentes a dichos eventos y por cierto, TAMPOCO ASEGURABAN O ASEGURAN EL COMPORTAMIENTO ÉTICO DEL MISMO. Por lo tanto, era y es mi parecer que en la elección de quienes han de coadyuvar a la administración de justicia y en la administración pública en general, debe tenerse en cuenta prioritariamente la formación y las calidades personales del postulante, ya que como dice José Ingenieros “… el hombre sin personalidad es una sombra… ya que alguien que es dócil, acomodaticio a todas las pequeñas oportunidades, adaptabilísimo a todas las temperaturas de un día variable, avisado para los negocios… pero dislocado en su mediocre esfera y ungido por una feliz combinación de intrigas, se derrumba siempre, enseguida, precisamente porque es un equilibrista, que no lleva en si las fuerzas del equilibrio…”

Reitero que el criterio aludido debe ejercerse en la elección de TODO SERVIDOR PUBLICO, NO DEBIENDO OLVIDARSE que la corrupción o el retraso en la solución adecuada de las causas no solo se da en el ámbito de los despachos judiciales o fiscales, sino que en gran parte ocurre en lo que denominaremos la “ Vía Administrativa”, que comprende a todos los tramites que el ciudadano común y corriente inicia ante las autoridades administrativas de todas las dependencias del Estado y que no podrá erradicarse con la sola simplificación de trámites, la vigilancia ciudadana o la creación de mesas únicas de partes, sino que se lograra avances significativos en contra de ella con la selección de los individuos adecuados, ya que afirmo, esto NO SOLO ES CUESTIÓN DE NORMAS, SINO PRIMORDIALMENTE ES CUESTIÓN DE PERSONAS.

Y EN TAL SENTIDO BASTA RECORDAR A NUESTRO SELECTO AUDITORIO, QUE GRAN PARTE DE LA CARGA PROCESAL QUE AFRONTAN TANTO EL PODER JUDICIAL COMO EL MINISTERIO PÚBLICO Y LAS PROCURADURÍAS RESPECTIVAS, SE DEBE A ACCIONES INTERPUESTAS POR CIUDADANOS QUE NO HAN OBTENIDO RESPUESTA ADECUADA ADMINISTRATIVAMENTE Y TIENEN QUE RECURRIR A LA VÍA JUDICIAL PARA EL RECONOCIMIENTO DE SUS DERECHOS.

Agrego algo más, lo cual tiene un evidente tinte KAFKIANO: EN NUESTRA PATRIA EXISTE UNA ACCIÓN LEGAL DENOMINADA “ACCIÓN DE CUMPLIMIENTO” POR LA QUE EL CIUDADANO EMPLAZA Y EXIGE A LA AUTORIDAD ADMINISTRATIVA RESPECTIVA CUMPLA CON HACER ALGO A LO QUE ESTÁ OBLIGADO POR LEY. Por ende, si existen funcionarios a los cuales ha de requerírseles legalmente para que hagan su labor, creen que se podrá alcanzar los objetivos gubernamentales trazados?

Cual es según mi criterio el rol que han de cumplir las universidades en la formación de aquellos que desean ser servidores públicos?

Como señala Ingenieros, “cada individuo es producto de dos factores: la herencia y la educación. La primera tiende a proveerle de los órganos y las funciones mentales que le transmiten las generaciones precedentes; la segunda es el resultado de las múltiples influencias del medio social en que el individuo está obligado a vivir. Esta acción educativa es, por consiguiente, una adaptación de las tendencias hereditarias a la mentalidad colectiva: una continua aclimatación del individuo en la sociedad”…”Los comienzos de su educación son, entonces dirigidos por las personas que lo rodean, tornándose cada vez más decisiva la influencia del medio; desde que esta predomina, evoluciona como un miembro de su sociedad y sus hábitos se organizan mediante la imitación. Más tarde, las variaciones adquiridas en el curso de su experiencia individual pueden hacer que el hombre se caracterice como una persona diferenciada dentro de la sociedad en que vive”.

El rol de la Universidad es pues lograr que sus estudiantes sean “personas diferenciadas, que no solo tengan hábitos en merito a la imitación, que según Ingenieros ““no duden cuando los otros decidan dudar o sean eclécticos cuando los otros lo sean, sino que deben lograr que prime en ellos la originalidad, que tengan una imaginación creadora, que no piensen como los demás miembros de su entorno sino que aspiren a pensar por sí solos…”. Debe orientar su formación a lograr que sus alumnos NO tengan horizontes estrechos y que más bien les atraiga abrazar todo lo ideal y todo lo agradable, desdeñando lo “inmediatamente provechoso”. A que sepan apreciar ““los dones del alma, la sabiduría, la profundidad del ser y a ser reflexivos y a considerar que ello no es impedimento para ser verdaderos seres humanos y mejores estudiantes…”, “teniendo muy en cuenta siempre lo señalado por Pascal –citado por Ingenieros- al referirse a dos genios de la antigüedad ”…”ordinariamente suele imaginarse a Platón y Aristóteles con grandes togas y como personajes graves y serios. Eran buenos sujetos, que jaraneaban como los demás, en el seno de la amistad. Escribieron sus leyes y sus retratos de política para distraerse y divertirse: esa era la parte menos filosófica de su vida. La más filosófica era vivir sencilla y tranquilamente”.

Si ello es así, no tendremos en nuestro país, a personas temerosas de pensar, como que si hacerlo fuera el mayor pecado del mundo, no habrá personas que se dediquen a repetir siempre lo que hacen los demás o no tendremos a aquellos capaces de reverenciar “… a su más cruel adversario, si este se encumbra o a quienes desdeñaran a su mejor amigo si a este nadie lo elogia…”, o a funcionarios que dejan de cumplir con sus obligaciones porque otros así lo hacen o bien porque, teniendo el conocimiento suficiente, NO tienen la decisión o el coraje suficiente, para ejercer las potestades que la ley les ha dado.

Muchos de los aquí presentes mencionaran que mis ideas NO son nuevas y que han sido tratadas, sin duda con mejor acierto, en otros circunstancias y latitudes. No estoy aquí para contradecirlos y acepto que el tema lo ha sido ya en extenso, pero lo que debe llamarnos a seria reflexión es que el mismo tenga plena vigencia y sea de tal importancia como para haber sido considerado dentro del Plan de Gobierno del ganador de las últimas elecciones generales. Si tanto se dijo y se formularon diversas soluciones… que es lo que ha fallado para que se siga hablando del tema?

Por qué aun luego de transcurridos tantos años desde que sobre el tema se ocupara José Ingenieros y otros pensadores, tenemos en toda administración personas que por su mediocridad deben ser removidas?

Parafraseando al aludido, NO DEJEMOS QUE LOS MEDIOCRES SEAN PARTE DE LAS INSTITUCIONES, PORQUE AUN CUANDO COMPRENDAN QUE SU DEBER ES HACER LO QUE ESTÁ YA ESTABLECIDO, SE SOMETERÁN SIEMPRE A LA RUTINA Y CUMPLIRÁN EL TRISTE OFICIO DE NO HACER NUNCA NADA.

Recordemos además, que las instituciones son reflejo de quienes las integran.

Señores, tenemos mucho que hacer.

Gracias.

Comentarios

comentarios